Fernando García lidera lucha contra un grupito de funcionarios separatistas

En el centro, el ex funcionario Fernando García, explica las consecuencias de vender el territorio hondureño.

Redacción : José Manuel Serén | Edición: Wendy Funes | Fotografía: César Fuentes

Tegucigalpa Honduras | Reporteros de Investigación. Fernando García es un académico, un especial defensor de derechos humanos porque desde el análisis, el estudio y el pensamiento, activa por la defensa de la democracia hondureña a pesar de la época de quiebre democrático que vive Honduras.

En los últimos años, ha sido el pionero de la defensa de la soberanía, el papel que deberían desempeñar las Fuerzas Armadas de Honduras lo ha hecho él advirtiendo sobre el peligro que representa tener zonas autónomas en un Estado.

Así, mientras en otros países hay luchas contra movimientos separatistas, en Honduras este terror separatista viene desde la mafia de un grupo de funcionarios que se apropiaron del control estatal aun mencionados por sus nexos con la corrupción pública y el narcotráfico y que ahora quieren despedazar y dividir en varios territorios, con diversas normativas, los 112,492 kilómetros cuadrados de suelo hondureño.

Reporteros de Investigación (RI): ¿Cuándo inicia con esta lucha en contra de las ZEDES?

Fernando García (FG): En realidad, el inicio de esta lucha fue en el 2012 principalmente en el sur del país en Choluteca y Valle, contra lo que en ese momento  se llamaba las Regiones Especiales de Desarrollo (REDES), hasta que se logró que la Sala de lo Constitucional (De la Corte Suprema de Justicia) se pronunciara y las declarara inconstitucionales.

El 12 diciembre 2012, destituyeron a cuatro de los cinco magistrados, el quinto magistrado que estaba a favor de las Regiones Especiales de Desarrollo, Oscar Chinchilla, lo nombraron Fiscal General.

Nosotros empezamos a escribir y a movernos por todo el país para hacer tomar conciencia sobre las Zonas de Empleo y Desarrollo Económico (ZEDES) en la forma en que violentaba toda la Constitución y los Derechos Humanos, los Derechos Humanos individualmente y de los pueblos.

También porque trasladaba y transfería la defensa fundamentalmente cancelando al Estado la garantía de tutelar los Derechos Humanos pasando estos a un control de un empresario privado o a una autoridad de la zona de empleo central. Era una contradicción insalvable defender 18 departamentos.

Escribimos otro documento sobre el mismo tema denunciando a los principales inversionistas y después pasamos más activamente desde el año pasado.

En esta lucha se genera un impulso principalmente con Roatán cuando se pronunciaron a través de un conflicto que se dio una tarde-noche alrededor de lo que iba a hacer el inició de la expropiación de tierras.

En esa instancia decidimos impulsar una iniciativa ciudadana que presentamos en el Congreso Nacional con más de 22,000 firmas. 

En estos fenómenos ocurridos paralelamente nosotros consideramos que era necesario iniciar un Movimiento en contra de las ZEDES, a nivel nacional y es por eso que participamos en la constitución del Movimiento, el 13 de junio.

Sin embargo, quiero recalcar que, la iniciativa ciudadana es algo independiente, convergemos en la lucha contra las ZEDES y ahora finalizamos una etapa y continuamos con otra que va con respecto a lo que son los Plantones y las Movilizaciones en contra de las ZEDES.

RI: ¿Cuál ha sido su rol importante en esta lucha?

 FG: Yo solo soy un instrumento, lo importante lo puede calificar el pueblo. Mi labor ha sido más como un instrumento soberano del pueblo generando conciencia, organización y tratando que se firmara la iniciativa ciudadana de lucha contra las ZEDES. Así que hemos seguido en esa línea de lucha.

 RI: ¿Don Fernando en esta lucha usted ha pasado momentos difíciles y como los ha superado?

FG: Bueno hemos contado con el apoyo del pueblo, con el acompañamiento de las organizaciones de Derechos Humanos, por ejemplo, la organización defensora Ágape y también los defensores derechos humanos Sin Frontera.

En otros años hubo otras organizaciones defensoras de Derechos Humanos; en la actualidad, la iglesia católica se ha incorporado muchísimo, la de Choluteca, también la diócesis de Atlántida

RI: ¿En esta lucha cuales han sido los logros más importantes?

FG: Bueno deja lugar para mí, la toma de conciencia de la población, por ejemplo, los diez departamentos del país, principalmente: Choluteca, Valle, Intibucá, Ocotepeque, Copán, Cortés, Atlántida, Colón, Gracias a Dios, Islas de la Bahía, Olancho y también aquí en Francisco Morazán.

Lo segundo es las movilizaciones, los plantones y la organización de lucha contra las ZEDES en diferentes municipios y los 18 departamentos  Valle, Atlántida, Islas de la Bahía, entre otros.

Otro aspecto, es la firma por más de veintidós mil compatriotas en favor de la iniciativa ciudadana de ley de lucha contra las ZEDES, pidiendo que se excluya cualquier referencia de atentado a la soberanía y haciendo referencia a la Corte Suprema de Justicia que acceda a la derogatoria de la Ley Orgánica y de cualquier otra ley secundaria que haga referencia a las ZEDES.

Que se elimine cualquier programa a favor de estas Ciudades Modelo, así como, el nombramiento y ratificación por el congreso de los comisionados para la adopción de mejores prácticas de las de denominadas Zonas de Empleo. 

RI: ¿Usted ha recibido algunas críticas de compañeros de trabajo, familiares cercanos sobre esta lucha?

FG: Si muchas,  algunos quisieran que de un solo se procediera a tomarse las tierras para que se construyan las ZEDES pero sin generar lo primero que es la conciencia, organización y la capacidad de movilización de la población, se les olvida las condiciones objetivas de pobreza y pobreza extrema en el que impera en el país.

Por consiguiente, no es fácil pensar en que se puede tomar unas tierras cuando se sabe que la Fuerza Armada, la policía militar de orden público y la misma policía mercenaria que ellos tienen contratada en cada ZEDE, van a reprimir al pueblo que está con un cortaúñas, tijeritas de cortar pelo o cualquier cosa que no representa peligro.

O será que creen que vamos a defendernos como en 1969, cuando los campesinos se defendían con onda, machete, piedras, palos, es algo inaudito frente a un enemigo planetario como son las ZEDES.

A nivel nacional, quieren alejarnos de nuestra tierra, de nuestro patrimonio cultural, natural, del medio ambiente y el patrimonio histórico, del patrimonio cultural.

RI: ¿Esta lucha ha venido desde hace días, pero en los últimos días que fue lo que dio paso a este resurgimiento en contra de las ZEDES? 

FG: En gran parte es la forma que tomó conciencia el pueblo y  lógicamente demuestra el hecho que ya la población empieza a sentirse amenazada por la posibilidad de la expropiación de tierras por parte de las ZEDES.

RI: ¿En pleno siglo XXI y ya celebrando un bicentenario de independencia surgen las Zonas de Empleo denominadas ZEDES será verdaderamente independencia esto Don Fernando? 

FG: Es una nueva forma de colonización, la podemos denominar como el neocolonialismo del siglo XXI, pero realmente es una nueva forma de destruir los estados nacionales.

En el siglo XIX y siglo XX, este modelo lejos de reconstruir, más bien pasaría de ciudades-Estado a ciudades privadas, dichas ciudades modelo son controladas totalmente por el sector  privado.

Los libertarios que promueven esto no tienen capacidad todavía para enfrentar los Estados, pero sí para apropiarse de territorio de los Estados y convertirlos en Estados dentro de otro Estado y son las ciudades empresa lo que están construyendo.

Honduras es un laboratorio experimental ayuda de los testaferros, de los malinches, de los herodianos, de una lumpen-burguesía, una burguesía dependiente que no piensa un modelo de desarrollo autónomo  sino lumpen-desarrollo, desarrollo totalmente dependiente de las transnacionales.

RI: ¿Se entregó la iniciativa de ley en el Congreso Nacional, cual es el mensaje para los Diputados y para los que acaten el apoyo a esta y para quienes no la acaten? 

FG: Nosotros pedimos que se consignará la votación con el nombre apellido y el departamento que pertenece cada diputado, de tal manera que tengamos la garantía de poder saber quiénes votaron a favor y quiénes votaron en contra.

Por consiguiente, esta sea una manera para poder darles el reproche social y el reproche electoral en el caso de aquellos que quieren reelegirse.

Be the first to comment

Deja un comentario